Scientology Symbol Página Principal
 La búsqueda del hombre en pos de su alma
La religión, no la ciencia, ha llevado adelante esta búsqueda, esta guerra, a lo largo de los milenios. La ciencia no ha hecho más que devorar al hombre con una ideología que niega el alma: un síntoma del fracaso de la ciencia en esa búsqueda.

No se puede traicionar ahora a los hombres de Dios que durante esos milenios del pasado intentaron sacar al hombre de la oscuridad.

En Scientology, pertenecemos a las filas de los que buscan la verdad, y no a la retaguardia de los fabricantes de bombas atómicas.

Sin embargo, la ciencia también ha desempeñado su papel en estos empeños; y la física nuclear, cualquiera que sea el crimen que cometa contra el hombre, aún puede ser redimida al haber sido de ayuda para encontrar para el hombre, el alma de la que la ciencia no había hecho otra cosa que privarle.

Ningún cienciólogo preparado puede cerrar fácilmente los ojos a los resultados que logra hoy en día o dejar de ver que son superiores a las tecnologías materialistas que utilizara en el pasado. Porque podemos saber, junto con todo lo demás que sabemos, que el alma humana, liberada, es el único agente terapéutico eficaz que poseemos. Pero nuestras metas, no importa los milagros que logremos hoy en día en los cuerpos, superan la salud física y mejoran al hombre.

Anterior      Siguiente     

Contactos Test de la Personalidad Más Información Librería Conexiones de Scientology Acerca de L. Ronald Hubbard

© 2000-2004 Iglesia de Scientology Internacional. Todos los derechos reservados.
Para información sobre marcas registradas - La Filosofía Religiosa Aplicada de Cienciología